La presbicia

Cirugía lasik

El tratamiento lasik es un tipo de cirugía refractiva que corrige defectos como la miopía, hipermetropía y astigmatismo, eliminando la dependencia del uso de lentes ópticos o de contacto.

 

Es un procedimiento ambulatorio, mínimamente invasivo, en el que se utiliza anestesia tópica (gotitas) y no suele tardar más de 15 minutos por ojo. Mediante el uso del equipo Láser excimer, el cirujano modifica la forma de la córnea con gran precisión permitiendo que los rayos de luz se enfoquen en la retina.

La mayoría de los pacientes retoma sus actividades normales a los 3-4 días después de la cirugía, logrando los resultados definitivos de la operación a los 3 meses.

Este tratamiento se puede realizar a partir de los 18 años, hasta los 40-45 años de edad, tiempo a partir del cual aparece la presbicia, condición que requiere otro tratamiento.

Defectos refractivos

Miopía

El ojo miope es más largo que lo normal, esto hace que los rayos de luz se enfoquen por delante de la retina. Los pacientes que tienen esta condición ven mal de lejos, pero bien de cerca.

Síntomas:

  • Visión borrosa cuando se observan objetos lejanos

  • Necesidad de entrecerrar los ojos para ver con claridad

  • Dolores de cabeza causados por fatiga ocular

  • Dificultad para ver al conducir

 

Hipermetropía

El ojo hipermétrope es más corto que lo habitual, enfocándose así los rayos de luz por detrás de la retina. Los pacientes que tienen esta condición cuando jóvenes logran ver bien haciendo un esfuerzo extra con el cristalino, pero a medida que pasan los años empiezan a ver mal de cerca y luego también mal de lejos.

Síntomas:

  • Los objetos cercanos se ven borrosos

  • Necesidad de entrecerrar los ojos para ver con claridad

  • Dolores de cabeza causados por fatiga ocular, luego de un período prolongado de tareas realizadas a corta distancia, como leer, escribir y trabajar en el computador.

 

 

Astigmatismo

La córnea normal es esférica o redonda, sin embargo, cuando ésta es asimétrica en sus curvaturas no logra hacer un foco. "A stigma" significa en Latín "sin foco", de ahí el nombre de esta condición. Los pacientes que presentan astigmatismo ven mal de lejos y de cerca.

Síntomas:

  • Dolores de cabeza

  • Fatiga visual

  • Entrecerrar los ojos para ver

  • Visión distorsionada o borrosa a cualquier distancia

  • Dificultad para conducir, especialmente durante la noche

Clínica Refractiva

¿Necesitas más información?

¡Déjanos tus datos y te contactaremos!

Contacto

© 2020 Clínica Refractiva, Todos los derechos reservados.